fbpx

«Muchas gente mirará a las fábricas del futuro y se estremecerá. No estarán llenas de máquinas mugrientas manejadas por trabajadores cubiertos de aceite. Muchas estarán impolutas y casi desérticas»

Puede parecer ciencia ficción, pero en realidad es que tienes mucho de cierto: una generación de robots sustituirá a los humanos en las labores manuales. Esta robotización industrial de la producción se conoce como industria 4.0.

Consiste en un sistema organizado en base a una red intercomunicada de todos los elementos productivos, con análisis y procesamiento continuo de grandes volúmenes de información (Big Data), que permite gestionar en tiempo real los requerimientos del proceso para mejorar la eficiencia, el ahorro energético, la productividad y los recursos necesarios; así podríamos definir el concepto de industria 4.0. La idea que subyace es convertir a la fabrica en un centro inteligente digitalizado y automatizado.

Industria 4.0 significa, por tanto, digitalización y automatización. Pero ello no implica necesariamente la eliminación total de puestos de trabajo, sino que supone la racionalización de recursos, al permitir, por ejemplo, que los trabajadores tengan más información para realizar y optimizar su trabajo o que se pueda trabajar colaborativamente con expertos que estén a distancia pero dotados con toda la información necesaria para la resolución de problemas o gestión de elementos productivos. En definitiva, el nuevo concepto de industria requerirá una nueva forma de trabajo y de organización del mismo, que seguramente obligará a repensar la estructura de las compañías.

Las 4 palancas de la industria 4.0

  • Información digital: la captura, procesamiento y análisis de la información digital para mejorar las predicciones y la toma de decisiones.
  • Automatización: la combinación de tecnología tradicional e inteligencia artificial que permite generar sistemas autónomos que pueden organizarse a si mismos, reduciendo coste operativos.
  • Conectividad: la interconexión de toda la cadena de valor vía movil o fibra permite sincronizar cadenas logísticas y ciclos de innovación.
  • Acceso digital al cliente: Internet permite a nuevos intermediarios dirigirse a consumidores a los que pueden ofrecer transparencia en todo el proceso.

En esas cuatro palancas juegan un papel fundamental los denominados facilitadores: robótica, impresión 3D, cloud, red eléctrica inteligente, internet de las cosas, wearables, realidad aumentada, Big Data, etc.

Un brazo robótico de wecobots que trabaja con gran precisión en las tres dimensiones y con aplicación para tres tipos de industrias (farmacéutica, química y automovilismo) el humanoide cobot es un robot creado para interactuar en un entorno abierto y colaborativo de trabajo. Presenta una inversión muchos más baja respecto a la robótica actual. Los cobots disponen de  mayor flexibilidad se adaptan mejor a las pequeñas producciones en los espacios limitados.

Interesante es el ejemplo de ThyssenKrupp , fabricante de ascensores que, para reducir el tiempo de resolución de averías de ascensores, han desarrollado junto a Microsoft un sistema denominado MAX para predecir incidencias determinando el momento de sustitución de las piezas con el internet de las cosas. Solution Lift gracias a la tecnología Microsoft Azure internet of things, los ascensores envían información a la nube. Estos datos son procesador y mediante un algoritmo se calcula la vida útil de las piezas clave de cada ascensor. Más de 180.000 ascensores del todo el mundo conectados a través  de la «nube» (colad computing) en 2017 24.000 técnicos equipados con gafas de realidad virtual HoloLens, de Microsoft, para que puedan acceder a las información necesaria para sus averías mientras están realizando su trabajo; son las cifras que manejan en la compañía.

Otro de los sectores afectados será el energético, pues se tiende a generación de luz y calor mediante servidores locales (en los edificios de viviendas) en la nube (cloud computing). El internet de la energía que vaticinaba Rifking en su particular visión de la tercera revolución industrial empieza a ser un hecho en la cuarta. Se busca la energía digital.

Y si gracias al Big Data analizamos información, la procesamos y aprendemos que somos capaces de predecir comportamientos, parece lógico pensar que la evolución de la industria 4.0 pasa por el mantenimiento productivo, es decir, aplicar la analitica de toda la información almacenada y tratada a la prevención de incidencias y toma de decisiones.
Por Melchor Sáez de LaAnet

Suscríbete a nuestro Blog clicando aquí

Artículos que pueden ser de tu interés:

Te esperamos en LinkedlnFacebookTwitter, Youtube y Instagram

Opina sobre nuestra Empresa en nuestra ficha de Google en este enlace